Destacado

Estudio queretano alista “Museo de la Tortura”

Pinterest LinkedIn Tumblr

Se trata de un proyecto museográfico impulsado por el monstruólogo y escultor William Nezme, a través de Ill Cubo.

TeeTime Klever /Redacción

Un total de 137 trabajos escultóricos y 19 salas conformarán al “Museo de la Tortura” , un proyecto que nació en las entrañas del estudio queretano Ill Cubo y que abrirá sus puertas en Orizaba, Veracruz.

De la mano de ocho artistas locales, incluida la creadora Patricia Paniagua, el escultor y monstruólogo, William Nezme trabaja desde hace ocho meses en las piezas que integrarán a esta nueva propuesta. El equipo elabora con gran diligencia esculturas humanas realistas, así como maquetas, pop-ups, aparatos e instrumentos de tortura, entre otros elementos del diseño museográfico.

Todas las obras pronto viajarán de Querétaro a Veracruz y se instalarán al interior del exconvento de San José, el cual se encuentra en proceso de remodelación y se prevé su apertura en septiembre u octubre de este año, informó Nezme a través de sus redes sociales.

Sobre la experiencia, habrá un recorrido interactivo de 120 minutos por medio de un sistema de audio personalizado que contiene 86 narraciones tanto en español como en inglés; a lo largo de las salas se presentarán 58 métodos de tortura y ejecución representadas por 137 trabajos escultóricos acompañados por dramatizaciones escenográficas, ilustraciones, textos, video 3D mapping projection y una museografía muy elaborada en la que cuidamos el más mínimo detalle.

Y aunque el concepto gira en torno a la práctica de la tortura, el objetivo del proyecto es concientizar a la sociedad sobre la importancia que implica el respeto y tolerancia hacia las ideologías, creencias y culturas de otros.

Ill Cubo sobrevivió la pandemia

A principios de este año, William Nezme adelantó algunos detalles de este nuevo proyecto museográfico, no sin antes mencionar que la iniciativa nació en medio de la pandemia y logró concretarse poco antes de que tuviera que cerrar definitivamente las puertas de su estudio.

A través de Ill Cubo –ubicado en el número 52 de la calle Guerrero, Centro Histórico Querétaro–, el artista también ha impulsado exposiciones, casas de terror y otros espacios museográficos como el Museo de Ánimas, el cual fue inaugurado en la ciudad en octubre de 2017.

Aunque por problemas administrativos tuvo que cerrar sus puertas, mientras el espacio estuvo activo atrajo la mirada curiosa de muchos visitantes, ya que por primera vez en la historia de la entidad, las leyendas y los fantasmas de Querétaro fueron congregados en un solo sitio. En sus cinco salas fueron exhibidas 17 leyendas, tanto queretanas como de la región; entre ellas La muerte de Vergara, Las brujas de Xilitla, Don Bartolo, o las más recientes: La Planchada y El gato de Cervantes.

Con más de mil trabajos escultóricos en su haber, III Cubo se especializa en la escultura, la ilustración, el arte conceptual, el diseño de personajes, la caracterización y los efectos.

Desde el 2004 el espacio ha desarrollado proyectos para la industria del cine, el teatro y la televisión, además de esculturas monumentales, proyectos publicitarios y eventos especiales como el Zombie Walks Qro y Zombie Fezt Qro.

Su impulsor, William Nezme lleva más de tres décadas especializándose en el género de terror, mismo tiempo en el que ha trabajado para empresas como “Bloody moon estudio”, responsable de los efectos especiales para películas como “Resident Evil 3”, “Apocalypto” y “K31”. En 2012, fue convocado por el cineasta Guillermo Del Toro para colaborar en la película “En las montañas de la locura” y participó en el arte conceptual para el filme “I’m fear”, coescrita y dirigida por el reconocido director de Hollywood, Mick Garris.

Acreedor a 39 premios nacionales e internacionales por su trabajo, Will es responsable de 72 trabajos escultóricos en Querétaro y varias ciudades de México y Estados Unidos.

A principios de este año develó en Veracruz una nueva escultura, tratándose del primer homenaje escultórico a los héroes y víctimas del Covid-19 en el país.

Escribe un comentario