Lifestyle

El Bosco Verticale de Milán trae la naturaleza a la ciudad

El “bosque vertical” de los rascacielos es una joya arquitectónica emblemática.
Pinterest LinkedIn Tumblr

Sostenibilidad, espacios verdes, vida saludable: estas son las consignas de las ciudades del futuro.

TeeTime Klever / Robb Report

Lo más destacado de este vecindario estelar es el galardonado Bosco Verticale, una de las propiedades más grandes, altas y exclusivas de la ciudad. Este “bosque vertical” consta de 111 apartamentos en dos edificios, uno de 18 pisos y el otro de 26. Diseñados por Stefano Boeri Architetti, los edificios representan un enfoque pionero de la vida urbana, con el objetivo de traer la naturaleza a la ciudad.

Bosco verticale

El complejo Bosco Verticale combina una multitud de ventajas. Un edificio con todas las comodidades modernas típicas, para vivir en una zona céntrica de la ciudad con todo a poca distancia, para estar rodeado de verde en un lugar residencial. Bosco Verticale sintetizó todo. Ha sido la solución todo en uno perfecta.

En su diseño, Bosco Verticale es diferente a todo lo demás. Cada edificio está cubierto de vegetación. Más de 15 000 plantas vivas y 90 especies diferentes de árboles, arbustos y otra vegetación cubren los exteriores, creando su propio microclima, produciendo humedad, absorbiendo CO2 y polvo, y mejorando la calidad del aire.

¿Qué encontramos al interior del Bosco Verticale?

Bosco vertical interior

La decoración del interior del edificio lleno de luz se inspira en la vegetación exterior, con colores que están influenciados por los cambios de estación, desde los sutiles matices de la primavera hasta los verdes del verano y los vivos tonos otoñales.

Todo el piso 26 está dedicado a un espectacular ático de tres dormitorios de 5307 pies cuadrados, cuyas vistas de 360 ​​grados se extienden desde la cúpula de la catedral de Milán hasta los lejanos Alpes italianos. Seis terrazas, que suman 1.841 pies cuadrados, ofrecen variados espacios de jardín al aire libre en cada lado del edificio.

La sala de estar principal da al parque y al horizonte histórico de la ciudad a través de ventanas del piso al techo. Hay espacio para un amplio comedor y una gran oficina en el hogar, aunque en general el espacio está diseñado de manera flexible para permitir que el propietario lo configure según sus necesidades y deseos personales.

Bosque vertical interior

En el lado opuesto del ático se encuentra el dormitorio principal en suite, que cuenta con zona de estar, vestidor y terraza. El baño privado cuenta con amenidades para él y para ella, además de una escultórica bañera cerca de la terraza, cuya abundante vegetación brinda sutilmente privacidad.

“Gracias a sus características intrínsecas, el Bosco Verticale atrae a compradores italianos tanto internacionales como locales”, dice Cartareggia, “y su valor seguirá aumentando con el tiempo. Este edificio seguirá siendo un icono y un punto de referencia en el mercado inmobiliario milanés y en todo el mundo”.

Escribe un comentario