Tag

Golf

Browsing
TeeTime Klever / Golf Magazine

El campeón del Abierto de Estados Unidos de 2020 se sometió a un procedimiento en el hueso ganchoso de la mano izquierda después del Masters de este año.

Se esperaba que se perdiera el Campeonato de la PGA con el US Open en Brookline marcado como una posible fecha de regreso. Sin embargo, DeChambeau trató de regresar en Southern Hills, probando su mano para ver si podía resistir el juego.

Pero después de unos días en Tulsa, DeChambeau se dio cuenta de que su desempeño no estaba a la altura de sus estándares.

“Estoy cerca, pero todavía no está allí”, dijo DeChambeau a Golf Magazine. “Necesito tomar la decisión de proteger mi salud a largo plazo”.

Antes de la cirugía, DeChambeau reveló en Augusta National que sufrió un desgarro en el labrum de la cadera izquierda y una pequeña fractura en la mano izquierda.

De acuerdo con DeChambeau, la lesión en la cadera ocurrió originalmente cuando comenzó su odisea por la distancia hace dos años después de resbalar en el concreto mientras sentía que algo “explotó” en su mano el otoño pasado.

Ambas lesiones se agravaron en el Internacional Saudí durante un partido de ping-pong ante Sergio García y Joaquín Niemann.

“Estábamos en algunos pisos de mármol y simplemente lo limpiaron”, explicó DeChambeau en Augusta National. “Y yo no presté atención, me hice un ‘Charlie Brown’ y me puse horizontal y luego me golpeé la cadera izquierda y la mano al mismo tiempo, y eso realmente me dejó inconsciente.

Ahí fue realmente cuando llegué al punto en que ni siquiera podía agarrar el palo de golf. Intenté jugar esa semana y fue imposible. Ni siquiera estaba agarrando con mi mano izquierda esa semana. Pensé, esto es tonto, primero tengo que cuidar mi cuerpo y hacerlo bien”, dijo.

DeChambeau continuó explicando que los médicos le aconsejaron que se sentara durante cuatro meses; en cambio, DeChambeau regresó en menos de dos con la esperanza de hacer una carrera en el Masters.

Por desgracia los resultados del golfista, desde que regresó de una lesión, no fueron prometedores. Fue eliminado en la etapa de todos contra todos del WGC-Dell Match Play, falló el corte en el Valero Texas Open por seis golpes y convirtió 76 y 80 para perderse el fin de semana en el Masters.

Las cosas no fueron mucho mejores a principios de año, terminando un distante T-25 en el Sentry Tournament of Champions de campo limitado y perdiendo el corte en el Farmers Insurance Open.

DeChambeau será reemplazado en el campo por Denny McCarthy.

TeeTime Klever / Golf Digest

Jon Rahm ha aterrizado en Southern Hills (Tulsa, Oklahoma) cargado de confianza tras su triunfo en el México Open hace dos semanas, en la que fue su novena victoria en el PGA Tour.

El vasco, que cedió el número uno mundial a Scottie Scheffler, es el único jugador que puede arrebatar al estadounidense su posición de privilegio, aunque para eso debe ganar y que su rival haga un quinto puesto compartido, o peor.

En cualquier caso, las dos veces que se jugó en este campo el PGA Championship, el vencedor acabó de número uno al término del mismo, así que eso puede ser un buen presagio para Jon, el único con esa opción, aparte del mismo Scheffler.

El ‘león de Barrika’, llega con los deberes hechos, y es que estuvo en Southern Hills el lunes y el martes de la semana pasada. Como ha reconocido en rueda de prensa, “en este campo no te puedes esconder, tienes que hacerlo todo bien, aquí pocos juegan bajo par”.

El golfista español, reiteró, como en México, su nueva filosofía de “menos es más”. Después de un arranque de curso más bien discreto para lo que tenía acostumbrado, trató de corregir diversos elementos de su juego, centrándose en pequeños matices. Sin embargo, el mismo Jon tuvo claro que debía volver a guiarse por sus sensaciones y de esa manera sus golpes volverían a fluir, y así llegó un nuevo triunfo. “Sólo hay que visualizar dónde la quieres poner, y eso ayuda mentalmente”, explica.

Jon Rahm y junto a él su hijo Kepa, tras ganar en México.
Jon Rahm y junto a él su hijo Kepa, en el Masters de Augusta

El pie derecho de Jon

Eso sí, Rahm apuntó que cada vez está jugando más cómodo y su bola ha ganado en velocidad, gracias a sus nuevos zapatos. “Creo que ha cambiado un poco mi manera de jugar por los zapatos que estoy usando este año, que son diferentes a los del pasado. Son mucho más cómodos, hemos hecho un gran trabajo con Equator y el equipo de Travis Matthew, y creo que me ha permitido ser un poco más estable”, decía el vasco.

El ganador del US Open 2021, que nació con un pie zambo, explicó que ahora lleva unos zapatos de golf creados en concreto para él, de acuerdo a su problemática: “Tengo un gran arco en el pie derecho y tengo una diferencia de longitud en mi pierna, así que llevo un alza de 1,5 cm en la derecha. Cuando me pongo un zapato normal, pierdo estabilidad, pero ahora me pongo uno que ayude a distribuir el peso y me facilita el swing. De pequeño iba al zapatero, cortaba la suela y metía el alza. Son cosas que llevaba haciendo mucho tiempo pero, llegado a este punto, estos expertos me han ayudado mucho. El año pasado jugué con un zapato plano, con el que podía hacer buen swing, pero me provocaba algunos dolores y no era algo que debía hacer. Este año con el nuevo zapato estoy supercontento”, apuntó.

TeeTime Klever / AS

‘Poderoso caballero es don dinero’, reza un refrán, pero el mundo del golf es una de esas burbujas en las que muchos de sus protagonistas no son convencidos a base de ofertas millonarias.

El enfrentamiento entre el PGA Tour y el recién nacido LIV Golf Investments, respaldado y gestionado por Arabia Saudí, está en plena ebullición aunque no todos se dejan llevar por los cantos de sirena de los ceros. Uno de ellos, el mito Jack Nicklaus.

El ‘Oso Dorado’, ganador de 18 majors y 73 torneos del PGA Tour, ha desvelado en el podcast ‘Fire Pit Collective’ que rechazó una mareante cifra por ser la imagen del circuito promocionado por el país de Oriente Próximo que empieza sus torneos en Londres del 9 al 11 de junio.

“Los saudíes me ofrecieron más de 100 millones de dólares para hacer un trabajo probablemente similar al que está haciendo Greg Norman. Lo rechacé. Una vez verbalmente, otra vez por escrito.

Les dije: ‘Chicos, tengo que quedarme en el PGA Tour. Yo ayudé a iniciar el PGA Tour”, asegura el norteamericano de 82 años.

Norman se convirtió en la cara del proyecto y ahora muchos jugadores están en una diatriba ya que PGA Tour ha comunicado que no concederá autorizaciones a los golfistas para participar en los torneos del LIV pese a que algunos de ellos lo había solicitado.

Entre ellos, Lee Westwood, Phil Mickelson o Robert Garrigus. La guerra ha comenzado pero no todos se ponen del lado del dinero.

TeeTime Klever / Sota Par

Greens rápidos, una auténtica pesadilla para el golfista aficionado medio, es innegable.

Hablamos de esos greens rápidos como el rayo y firmes como el mármol que te ponen nervioso solo de pensar que tienes que puttear cuesta abajo. Incluso los putts en subida se vuelven tensos ya que, si te pasas demasiado, la vuelta será complicada y en bajada.

Evidentemente lo que más determina la velocidad (y calidad) de los greens, entre otros factores, está la preparación del recorrido. Por este motivo existe tanta diferencia entre un green en un torneo del PGA Tour  o el estado de un green en un torneo de club.

La mayoría de los golfistas aficionados están acostumbrados a jugar a golf con greens medios, incluso lentos, por eso cuando lo pasan mal en el juego corto cuando se enfrentan a un recorrido en óptimas condiciones.

El caso es que con la llegada del verano y del buen tiempo, los greens tienen a estar más secos, más duros y, en consecuencia, más rápidos.

Para jugar tu mejor golf debes mantener un buen nivel de putt, así que va a ser necesario realizar algunos ajustes a tu forma de puttear cuando te enfrentes a greens rápidos.

¿Cómo puttear en greens rápidos?

Juega con TODA la caída.

Por norma general los greens rápidos tienen “más caída” que los greens lentos. Sí, esto es así.

Muchos golfistas aficionados juegan con la misma caída con greens rápidos o lentos, por eso la mayoría de sus putts se escapan por la parte baja del hoyo. Recuerda que cuando juegas por la parte alta del hoyo tienes más opciones de embocar.

Además, cuando juegas a golf en greens rápidos debes ajustar para que la bola llegue “muerta” al hoyo. Si tus putts son demasiado rápidos y no encuentran hoyo, los putts de vuelta serán más largos de lo normal.

En definitiva, juega la bola por la parte más alta de la caída, incluso un poco más e intenta que la rodada de la bola sea la justa para llegar al hoyo.

 

greens rápidos

Ajusta tu stance.

He descubierto que, cuando juego con greens rápidos (de los de verdad) aunque sé que son greens muy rápidos a mi mente le cuesta un poco entrar en juego y adecuarse a la velocidad. Para compensarlo realizo algunos ajustes en mi stance que creo te pueden ayudar a ti también para clavar la velocidad de tus putts.

 

La recomendación es: Agarrar el palo más corto y juntar un poco los pies en el stance.

 

Cuando cogemos el palo más corto, sea el palo que sea, el palo se acorta (valga la redundancia) por lo que cuando golpeamos a la bola no vuela tan lejos como de costumbre. Lo mismo pasa con el putter.

Cogiendo el putter más corto será más fácil (e inconsciente) realizar una subida más corta que nos ayudará a encontrar la velocidad de los greens.

Juntar un poco los pies en el stance nos ayudará exactamente igual, cuando los greens están rápidos necesitamos ajustar nuestro swing de putt, acortarlo, algo que será mucho más sencillo si “engañamos” al cerebro y juntamos nuestros pies en el stance.

Otra medida muy popular entre los golfistas del PGA Tour es usar el grip  the claw  cuando cogen el putt, según dicen eso ayuda mucho a puttear con greens rápidos.

No adelantes las manos.

En inglés se denomina “Forward press” una tendencia, casi considerada un XXXX a la hora de puttear. No es algo bueno ni malo, de hecho lo realizan muchos pros del PGA Tour como Phil Mickelson o Jordan Spieth… nada aconsejable en greens rápidos, por eso se pasan al grip the claw.

Cuando los greens son muy rápidos, adelantar las manos no ayuda en nada. Básicamente debido a que reduce el loft del palo y hace rodar más la bola (siendo amateur también corres el riesgo de impactar con el canto superior de la cara, traducido en putts incontrolables).

Busca tener putts en subida.

Aunque se trate de juego dentro de green la estrategia sigue teniendo un papel fundamental. Para maximizar tus opciones con greens rápidos intenta dejarte el máximo de putts en subida posible

Desde la calle es más complicado que puedas ajustar tanto. Simplemente fíjate en la dirección de la pendiente donde está colocado el green (Casi todos caen del fondo al principio), en este aspecto no te recomiendo que te comas mucho la cabeza y simplemente elijas el palo más corto cuando te encuentres entre dos palos.

El gran ajuste que puedes hacer es alrededor de green, a la hora de approchar y chippear. Alrededor de green te recomiendo que juegues con mentalidad de billar, sabiendo donde quieres dejar la bola para dar el siguiente golpe.

Muchísimos golfistas aficionados son demasiado agresivos con sus golpes de approach e intentan jugar a meterlos todos, nada de malo siempre que tengas en cuenta que pese a encontrarte fuera de green, las caídas también son importantes. Simplemente ten en cuenta donde quieres dejar la bola.

Por Marc Puig.
TeeTime Klever / Redacción

K.H. Lee cruzó corriendo el fairway para tratar de tener una mejor vista de un tiro que resultó clave en su segunda victoria consecutiva en el Byron Nelson.

El surcoreano debe haber sabido que estaría cerca, al igual que el drama de bajo puntaje que lo rodeaba, incluido el favorito local Jordan Spieth y un par de ganadores de torneos grandes como el japonés Hideki Matsuyama y Justin Thomas.

El tiro de 219,5 metros (240 yardas) de Lee, en el hoyo 12, par 5, se quedó a menos de 1,5 metros (5 pies), y el eagle lo puso al frente de forma definitiva el domingo en su camino a una ronda de 63 golpes, 9 bajo par, y una victoria por un golpe sobre Spieth en TPC Craig Ranch, donde hubo muchos birdies.

Spieth tiró 67 para terminar un golpe por delante de Matsuyama (62) y el colombiano Sebastián Muñoz (69), que tuvieron o compartieron la cima en las primeras tres rondas.

Xander Schauffele tuvo la mejor ronda de su carrera con 61 y empató en quinto lugar con Ryan Palmer (66) y Thomas (67), quien fue parte de un empate entre ocho por el liderato con 20 golpes para par en el arranque de la última ronda.

El año pasado, Lee estaba jugando por un lugar en el PGA Championship, donde estará una vez más la próxima semana en Southern Hills en Tulsa, Oklahoma.

Esta vez fue por un lugar en la historia, con el jugador de 30 años uniéndose a Sam Snead (1957-58), Jack Nicklaus (1970-71) y Tom Watson (1978-80) como los únicos en repetir en el Nelson.

TeeTime Klever / Golf Channel

La calma tensa que vivía el mundo del golf desde que se conociese la intención de organizar un circuito saudí, denominado LIV Golf, que conviviría con el americano, se convirtió en una guerra abierta.

El PGA Tour envió a sus jugadores una carta rotunda: prohibido participar en la nueva competición. El primer torneo del LIV Golf, con Greg Norman como cabeza visible, tiene previsto disputarse del 9 al 11 de junio en Centurión Golf en Londres.

Pero la postura de la PGA es tajante: “Hemos notificado a aquellos que lo han solicitado que su petición ha sido rechazada de acuerdo con el Reglamento de Torneos del PGA Tour. Por lo tanto, los miembros del Tour no están autorizados a participar en el evento de la Liga de Golf Saudí en Londres”.

El dinero saudí había atraído a algunos de los mejores golfistas del mundo. Entre los nombres que habían solicitado el citado permiso se encuentran Sergio García, Pablo Larrázabal, Phil Mickelson, Braden Grace, Louis Oosthuizen, Martin Kaymer, Charl Schwartzel, Kevin Na o Ian Poulter.

CUATRO MILLONES PARA EL GANADOR

Según confirmó Greg Norman en una entrevista con Sky Sports, seis jugadores del top 50 habían confirmado su presencia en Londres y, en total, 19 del top 100. En el torneo de Londres competirán 48 jugadores por una bolsa de 20 millones de dólares en 54 hoyos. El ganador se llevará cuatro millones (hasta la fecha el premio más importante en un torneo de golf) y el último clasificado percibirá 120.000 dólares.

Greg Norman, CEO del LIV Golf.
Greg Norman, CEO del LIV Golf.AFP

Greg Norman reaccionó de inmediato al comunicado del circuito americano. “Lamentablemente, el PGA Tour parece estar decidido a negar a los golfistas profesionales su derecho a jugar al golf, a menos que sea exclusivamente en un torneo suyo”, firmaba el Tiburón Blanco australiano en un comunicado, calificando la decisión de “anticompetitiva”.

No importa cuántos obstáculos nos ponga el PGA Tour, no nos detendrán y seguiremos dando opciones a los jugadores. Vamos a seguir organizando los mejores eventos con los mejores jugadores, con los mejores aficionados y socios del mundo”, concluía Norman.

Hasta el momento el PGA Tour jamás había prohibido a sus jugadores participar en otros torneos, incluso los previamente organizados por los saudíes, como el que se disputó en Jeddah el pasado mes de enero.

La diferencia radica en que el de Londres es el primero de un circuito de 8 torneos ya programados, lo que el PGA Tour ya considera como una amenaza para sus intereses. El Circuito Europeo aún no se ha pronunciado, aunque su decisión irá en la misma línea que sus socios americanos.

El recién renombrado como DP World Tour (European Tour) podría ser el mayor damnificado de toda esta situación y es que su estructura y sus premios se han debilitado mucho con la pandemia y la pérdida de patrocinadores.

MÁS DINERO

Además de las palabras de Norman, la reacción del LIV Golf fue aumentar su apuesta y contraataca con su mejor arma, el dinero. Norman anunció una inversión adicional de 2.000 millones de dólares para ampliar la serie LIV Golf a 10 torneos el próximo año, y una temporada completa de 14 torneos en 2024 y 2025. Afirmó que los detalles de esos torneos adicionales se revelarían más adelante, pero las bolsas de premios prometen ser desorbitadas.

Los jugadores manejan ahora varias opciones: acatar las órdenes del PGA Tour y no competir en Londres; saltarse la prohibición y afrontar una sanción que incluso podría apartarles del Circuito americano; o demandar al PGA Tour y comenzar una batalla judicial. La guerra en el golf mundial ya ha comenzado.

TeeTime Klever / Redacción

El segundo major del año ya se palpita en el mundo del golf y todos se sienten listos para una nueva semana icónica del tour. Y es que este PGA Championship viene con mucha atención y morbo, principalmente por la reaparición de Phil Mickelson en el circuito.

El evento que comienza el 19 de mayo es uno de los cuatro majors que tradicionalmente se desarrollan en el PGA Tour, llegando siempre un par de semanas después de que termine el Masters de Augusta. Un certamen que para este año contará con la presencia de Tiger Woods.

El ganador de 15 majors, reaparece tras su gran retorno en Augusta, en donde compartió grupo las primeras dos jornadas con Niemann y terminó en la posición 47. Una señal que hace pensar que Tiger tiene planeado jugar los cuatro torneos mayores de la temporada.

Pero otra leyenda es la que tendrá los focos puestos en este torneo: Phil Mickelson. El campeón defensor vuelve al PGA Tour tras dos meses sin aparecer en certámenes profesionales. Una pausa que se tomó tras las fuertes críticas recibidas por haber apoyado la creación de un tour paralelo que sería financiando por el gobierno de Arabia Saudita.

En la lista de jugadores que estarán presentes en el torneo se encuentran Bryson DeChambeau, Max Homa, Dustin Johnson, Hideki Matsyuma, Collin Morikawa, Jon Rahm, Scottie Scheffler y el méxicano Abraham Ancer.

El PGA Championship comienza el 19 de mayo y será uno de los eventos más atractivos de la temporada.

TeeTime Klever / Redacción 

Brooks Koepka ha tenido mucho éxito en el PGA Championship en los últimos años. De hecho, terminó en la cima de la tabla de posiciones en 2018 y 2019, convirtiéndose en el último jugador en defender con éxito su título del PGA Championship.

El jugador de 31 años podría encontrarse de nuevo en la mezcla en el Southern Hills Championship Course cuando el PGA Championship de 2022 se ponga en marcha el jueves 19 de mayo.

Koepka, cuatro veces campeón de un major, está 18-1 para volver a ganar según las probabilidades del PGA Championship 2022 de Caesars Sportsbook.

Jon Rahm es el favorito 11-1, mientras que Rory McIlroy (12-1), Scottie Scheffler (12-1), Collin Morikawa (14-1) y Justin Thomas (14-1) son los siguientes en la tabla de probabilidades de la PGA.

¿Conoces Sportsline?

Antes de hacer tus propios pronósticos para el Campeonato de la PGA de 2022, asegúrate de ver las predicciones de golf y la tabla de clasificación proyectada por el probado modelo informático de SportsLine.

El modelo propietario de SportsLine, construido por el profesional de DFS Mike McClure, ha estado al rojo vivo desde que el PGA Tour se reanudó en junio de 2020. De hecho, ha subido más de 7.500 dólares en sus mejores apuestas desde ese momento, clavando torneo tras torneo.

En el Masters de 2022, el modelo de McClure apostó por la primera victoria de Scottie Scheffler en un campeonato importante de cara al fin de semana. Además, las mejores apuestas de McClure incluían la victoria directa de Collin Morikawa en el Open Championship de 2021, a pesar de que figuraba como una enorme apuesta arriesgada de 40-1.

El modelo también apostó por la primera victoria de Jon Rahm (10-1) en el U.S. Open 2021. Rahm estaba a dos golpes de la cabeza al comienzo del fin de semana, pero el modelo seguía proyectándolo como ganador.

Este mismo modelo también ha acertado la friolera de ocho majors al entrar en el fin de semana. Cualquiera que lo haya seguido ha visto enormes rendimientos.

Ahora que el campo del PGA Championship 2022 está tomando forma, SportsLine simuló el evento 10.000 veces, y los resultados fueron sorprendentes.

Principales predicciones del PGA Championship 2022

Una gran sorpresa que el modelo está pidiendo en el Campeonato de la PGA de 2022: Brooks Koepka, cuatro veces campeón de un major y uno de los principales favoritos, tropieza en Southern Hills y termina fuera del top 10.

Koepka fue el último jugador que defendió su título con éxito en el PGA Championship, terminando en lo más alto de la tabla de clasificación en 2018 y 2019.

Sin embargo, el dos veces ganador del Campeonato de la PGA ha tenido grandes dificultades en 2021-22. De hecho, Koepka ya ha fallado el corte seis veces esta temporada, incluyendo el Masters.

Los problemas de Koepka pueden atribuirse directamente a su precisión desde el tee. Ocupa el puesto 170 en el porcentaje de precisión de conducción (54,18), lo que podría causar grandes problemas en Southern Hills.

No es una elección fuerte para ganarlo todo y hay valores mucho mejores en el campo del PGA Championship 2022.

Otra sorpresa: Cameron Smith, una apuesta arriesgada de 20-1, hace una fuerte carrera hacia el título. Es un objetivo para cualquiera que busque un gran día de pago. Smith ha estado sensacional esta temporada, acumulando dos victorias y cinco top-10 en 2021-22.

El australiano buscará llevar ese impulso al PGA Championship 2022, y las estadísticas muestran que podría encontrarse cerca de la cima de la tabla de posiciones en Southern Hills.

Smith es el primero en el PGA Tour tanto en promedio de puntuación (69,338) como en promedio de birdie (5,38).

También está entre los 10 primeros en varias categorías de putt, incluyendo los golpes ganados con el putt (.922), el promedio de putt (1.648) y el porcentaje de un solo putt (44.97).

Es fácil ver por qué el modelo ha señalado el valor de Smith en el PGA Championship 2022.

 

TeeTime Klever / Redacción

La Asociación de Clubes de Golf del Norte se coronó en el Campeonato Nacional Interzonas “Lorena Ochoa” tras una vibrante ronda final, donde peleó mano a mano con Zona Centro por llevarse a casa la Copa Challenge.

“Estoy sumamente emocionado de ver a todos estos niños y papás reunidos en esta que es la máxima fiesta de golf de nuestra Federación. Felicito a los niños, a estos grandes campeones, que nos deleitaron con su juego. El hecho de estar aquí los convierte en campeones”, afirmó Fernando Lemmen Meyer, presidente de la Federación Mexicana de Golf.

Otro de los responsables del progreso del golf mexicano es José Manuel González, el presidente del Comité Infantil Juvenil, quien resaltó que el Interzonas es una fiesta de golf.

“Tuvimos cuatro días fantásticos. La convivencia entre papás e hijos, hablar de golf, las amistades que se crearon durante esta semana son momentos que recordaremos toda la vida. En la vida hay momentos que nos marcan y este Interzonas es uno de ellos”, destacó el dirigente.

Norte ganó la rama Femenil

Cabe señalar que en este torneo realizado del 30 de abril al 3 de mayo, compitieron 372 golfistas procedentes de las siete zonas en las que se divide el golf nacional: Asociación de Clubes de Golf del Norte -anfitriona del evento-, Asociación de Golf del Sur, Asociación de Golf del Sureste, Asociación de Golf del Valle de México, Asociación de Golf Zona Pacífico, Zona Centro y Golf Amateur de Occidente.

Los equipos se formaron a partir del ranking de cada gira regional: las cuatro mejores jugadoras y los cinco mejores golfistas, de cada categoría (desde la de siete años y menores, hasta la de 18 y menores). Todos se distribuyeron en los dos campos sede: Club Campestre Monterrey y Las Misiones Club Campestre.

Zona Centro fue el vencedor en la rama varonil.

En total, se jugaron seis categorías femeniles y seis varoniles, de las cuales, Zona Norte obtuvo siete primeros lugares, un segundo, dos terceros sitios y dos quintos puestos para levantar la tan anhelada Copa Challenge.

Finalmente, los ganadores de las categorías 18 años y menores varonil tendrán la posibilidad de participar en un evento clasificatorio para el U.S. Amateur. Mientras que, las ganadoras de la categoría 18 y menores femenil podrán competir en la clasificación para el U.S. Women´s Amateur, U.S. Girl’s o U.S. Women’s Four Ball.

La Federación Mexicana de Golf agradece el apoyo de sus patrocinadores Unifin, Hertz, Conade, TaylorMade y Powerade por impulsar el golf mexicano y hacer posible la exitosa realización del LXI Campeonato Nacional Interzonas “Lorena Ochoa”.

El español Jon Rahm se adjudicó el campeonato del Mexico Open At Vidanta con un score final de -17. Es su séptimo triunfo en el PGA Tour.

TeeTime Klever / Ale Campos

Rahm se ha reencontrado con la victoria en el México Open, algo que no sucedía desde el US Open hace ya once meses. El español batalló durante la jornada final en Vallarta para hacerse con su séptimo triunfo en el PGA Tour. 

“Rahmbo”,  llegó a tierras mexicanas como favorito y lo demostró siendo líder desde el primer día, aunque su 69 en la ronda final (267 total) no resultó para nada sencillo de lograr. 

A falta de cuatro hoyos, Jon se mantuvo como líder en la tabla de posiciones con solo un golpe de ventaja  sobre Brandon Wu (63), su buen amigo Tony Finau (63) y Kurt Kitayama (64). Kurt Kitayama era quien podía inquietar pues le iba pisando los talones desde un día antes.

Finalmente, Jon pudo resolver muy bien el hoyo 17, a pesar de que no logró el birdie. Finalmente terminó el 18 rematando con un par. Iniciando la segunda vuelta, salvó dos putts de par que eran muy importantes para lo que vino después en el 4 y en el 5. Posteriormene en el 6 y 7 logró el birdie que fue lo que lo colocó en el camino a la victoria.

“Fue un fin de semana complicado, los dos primeros días fueron muy buenos para mi, pero ayer y hoy estresante. Así es el golf: Se juega bien y las cosas no salen”, aseguró Rahm.

Hay que destacar que su juego fue muy bueno a pesar del viento, tuvo muy pocos errores. Salió muy bien desde el tee, tuvo buenas aproximaciones y casi no cometió errores, además pudimos observar que su putt estuvo mucho mejor que en torneos anteriores.

Reconoce la calidez del público mexicano.

 Durante la ceremonia de premiación, el campeón del Mexico Open at Vidanta, expresó que la calidez del público mexicano es casi inigualable, además lamentó no haber podido ganar en Chapultepec en febrero del 2020, sin embargo aseguró que esta victoria, la de Vidanta, era un honor.

“Pocos sitios en el mundo en donde se me trate tan bien, la hospitalidad mexicana es casi inigualable y esta semana lo he probado, a pocos sitios he ido en el mundo donde se me trate tan bien. Fuera de españa no hay mejor público que el mexicano”, aseguró el golfista.